lunes, 22 de agosto de 2016

"Moñoño"

Sí, habéis leído bien, "Moñoño". Pero ¡¡¿qué demonios es un "Moñoño"?!! Bueno, "Moñoño" es el nombre con el que bauticé a esos muñecos deformables que se venden en algunas tiendas. Esos que los puedes alargar y estirar, que son de colores llamativos y tienen una cara simpática, la mayoría con un pellizco por nariz. Podemos hacerlos en casa, aunque los globos que usemos no sean tan resistentes, probablemente, como los de las tiendas. Por supuesto lo de la nariz es opcional, de hecho yo casi nunca se la hago porque en mis grupos de niños hay de varias edades (unos mas capaces que otros y los peques quieren ser iguales a los grandes) y aunque no parece difícil, tampoco es moco de pavo.
"Moñoño" fue lo primero que se me ocurrió (y luego vino el árbitro) cuando mi jefe de animación, la noche antes de la actividad, me pidió por sorpresa que anunciara las actividades del miniclub, así que subí al escenario y expliqué en varios idiomas qué actividades habría por la mañana y que por la tarde haríamos un taller...pero mi jefe no se contentó con eso. Quería que dijera qué taller haríamos. Explicar este taller en 4 idiomas que, por entonces, apenas hablaba (y no es que ahora los hable perfectamente) me iba a llevar algo de tiempo (si no toda la noche) así que levanté el de muestra y dije "Moñoño" y triunfé, de la forma mas tonta. Desde entonces siempre lo llamo así.
Veamos como hacerlo.

Materiales
  • Un globo, de los normales, no de agua (demasiado pequeños), ni de los gigantes (son mas caros, jajaja)
  • Un embudo, o cartón para hacerlo (no lo hagáis con papel, se cerrará y no os servirá de nada) también podemos usar la boquilla de una botella de plástico metiendo la parte de la rosca en la boca del globo
  • Harina 
  • Un lápiz (para empujar la harina si os hace falta)
  • Un rotulador permanente o papel, rotuladores, tijeras y pegamento (esto tiende a despegarse)
  • Lana (u otras cosas para decorar)
Desarrollo
  • Infla y desinfla el globo mas de 2 veces para darlo de sí
  • Da forma de "U" alargada al trozo de cartón, debes lograr algo parecido a un caño o "tobogan", si usas cartón en vez del embudo. No lo sujetes con celo, no servirá de nada.
  • Mete el embudo por la boquilla (Si usas cartón mete un extremo)
  • Llena el globo de harina echándola por el embudo o el caño de cartón. Cuando se te atasque ayúdate del lápiz para empujarla y despejar el agujero del embudo o caño. No uses un boli, si pinta, el niño no lo tendrá en cuenta y puede que deje de pintar. No uses un pincho moruno, el niño no lo tendrá en cuenta y se pinchará, el niño y el globo, encontrarás un hilo de harina por toda la casa hasta que reviente, el globo, no el niño, (esos no revientan nunca están mejor hechos.)
  • Cuando parezca que ya está lleno, que la boquilla tiene harina, empújala con el lápiz hacia abajo y sigue llenando. Estará lleno cuando apenas puedas empujar la harina mas allá de la boquilla. Lo que no quiere decir que tengas que atar al niño a la silla para que lo acabe. Cuando esté harto de la harina pasa al siguiente paso.
  • Anuda el globo lo mas fuerte posible sin romperlo, evidente. El nudo debe estar lo mas próximo a la harina posible
  • Decora el globo empezando por el pelo, si queréis ponerle pelo, algunos los prefieren calvos. Si lo haces con tus hijos pregunta antes de hacer nada, recuerda que el muñeco es suyo. Para el pelo usaremos hebras de lana, córtalas tan largas como ellos te digan (el largo de los 2 lados del pelo mas el nudo) y junta las hebras para atarlas todas por debajo del nudo que cierra el globo. Con dos nudos bastará (a no ser que el pida un lazo). pide que te ayude a atarlo, será mas fácil para ti si alguien sujeta y tensa la boquilla mientras que tu atas. Podéis peinarlo si queréis, trenzas, coletas, flequillo...
  • A continuación que pinten la cara con un rotulador permanente, sobre el globo o que la dibujen en un papel, recorten las piezas y las peguen, podéis usar los ojillos bailones con adhesivo pero no sé cuánto aguantan, pensad que lo van a estirar, estrujar, lanzar a la pared...Yo recomiendo lo de pintarla directamente en el globo para que no pierdan partes de la cara y tener que reponerlas cada 2 x 3
He descubierto, gracias a Emma, que para pintar el globo es mejor usar un rotulador de pizarra blanca, tipo veleda. no necesita tiempo de secado y la tinta no mancha en ningún momento
    Consejos
    * Tómate lo con calma, disfruta del proceso, se un niño jugando con la harina, proponte no estresarte demasiado con manchar o no manchar, esa es la cuestión. La harina es fácil de limpiar, aspirador o escoba serán mas que suficiente y en 5 minutos estará listo. Yo lo he hecho con 50 niños y lo limpiaba yo. No es grave si os encontráis harina durante 5 días, suele esconderse en los rincones mas recónditos de la casa y aparece en el peor de los momentos, pero os recordará lo bien que os lo pasasteis y las risas os durarán 5 días. Si la suegra encuentra restos de harina por la casa enseñarla el "moñoño" es algo de lo que estar orgullosos "sí, yo paso tiempo de calidad con mis hijos". Haced fotos de lo bien que os lo pasasteis y compartirlas.
    * Controla la locura con la harina, es genial que juguéis y os divirtáis, pero no conviertas la harina en un juguete, mañana ellos la cogerán para jugar porque a ti te pareció bien hoy. Que estés relajada no significa que seas irresponsable. Ellos confían en ti porque te tienen como referente (pones las pautas, te sabes comportar, eres el adulto...) no dejes de serlo. Justo cuando a ti te parezca que estáis yendo demasiado lejos es cuando debéis volver. No tienes que enfadarte, solo pídelo, con que digas que vais a continuar con el taller, y les piques la curiosidad de ver como sale el muñeco, basta.

    Y no dejes de pasar por la página "manualidades" para ver otra información sobre esta actividad.

    No hay comentarios:

    Publicar un comentario